Vacaciones en Barcelona

Ya estoy aquí de nuevo. Agosto ha estado bien, calorcito y vacaciones y este año elegí junto a mi pareja escaparnos una semanita a Barcelona, ya que el no conocía la ciudad y yo hacía más de doce años que no iba. Barcelona_poster_2 Barcelona para mi era especial, y digo ERA porque en verdad tendría que haberme quedado otros doce años sin ir (o no haber vuelto). Barcelona es la ciudad de mi juventud, la de mi época de estudiante, la ciudad donde empecé a ser independiente y la recordaba con muchísimo cariño y amor. La última vez fui en el verano del 2002 de turista total, sin ningún problema y sin encontrarme ningún impedimento para disfrutrar de la ciudad… Este año, en el 2014, mi queridísima Barcelona, se me ha caído del pedestal. Y no me mal interpretéis, es una ciudad bonita, pero la he encontrado… (que palabra busco para no ofender) decadente, sí, decadente. Para esto tengo mis teorías, ya que todo viene de los politicuchos que gobiernan la región, pero no voy a entrar en ello. Barcelona es una capital de provincia, es así, no es una ciudad cosmopolita ni europea. Han frenado su avance de una manera descabellada, y hablando con los ciudadanos de allí, me confirmaban estas teorías que he comentado antes. Y ellos mismo lo dicen, Barcelona dejó de evolucionar y crecer.

Este post es para comentaros algunos lugares donde podéis ir, gratis o con poco dinero, ya que ir a Barcelona supone, ya no solo pagar la cuota de turista, 2,24 € por persona y día (que si lo piensas bien, QUE LES DEN QUE ME VOY A OTRO SITIO) si no que se está convirtiendo en una ciudad más cara que Nueva York. La sensación con la que he venido es que solo van al dinero, precios desorbitados, ansias de que los turistas se sienten en sus restaurantes y terrazas, un acoso y derribo increíble. Incluso camareros peleándose en mitad de la Rambla porque tal o cual turista se a sentado en tal o cual terraza. Una atención pésima al turista y eso les está llevando a un turismo de lo peor. El hotel elegido es el hotel Miramar 5 * GL. Yo no había estado en un hotel de 5* GL (Gran Lujo) pero me parecía igual que uno de 4 o 5* normal. Mi pareja, que es más Willy Fog que yo, si está acostumbrado a hospedarse en los GL, y me comenta que él le quitaría las letras y le bajaría media estrella, osea, un 4* y 1/2. 13584398742225-0-680x276 El hotel está muy bien, la verdad y la atención buena. En ese sentido no hay queja, pero no, no es un gran lujo. Es precioso y esta en una ubicación privilegiada. En Montjuïc, con unas vistas al mar y a la ciudad maravillosas. Las habitaciones confortables, con una gran bañera en medio de la habitación o un poco más pequeña pero también hermosa en el cuarto de baño. miramar4 hotel_miramar_barcelona_terraza La piscina no la aprovechamos, no nos hizo tiempo, aunque no hacía frío ya que la temperatura era fantástica, apenas vimos el sol. Pero aún así nos acercamos y nos pareció un poco pequeña aunque muy coqueta. Para decepción, el spa. Aunque llamarlo spa es mucho decir ya que solo cuenta con dos jacuzzy, dos saunas y dos baños turcos… pero uno de cada en cada vestuario, ya que un jacuzzy, una sauna y un baño turco estaban en el vestuario de mujeres y los otros en los de hombre. ¿Separados? Sí, separados ¿por qué? Ni idea. Mi pareja y yo queríamos estar juntos, así que podíamos estar en el vestuario de caballeros si a mi no me importaba. Esto quitó puntos al hotel, y muchos. La piscina interior si era común y disfrutamos de ella para nosotros solos. 13497695106384-0-680x276 spa2 El Lobby bar con piano en directo, el restaurante y las terrazas exteriores con música en directo, fantásticas para relajarse. Empezamos con el turismo. Si no habéis estado nunca en Barcelona, no podéis dejar pasar pasear por el barrio gótico y judío. Allí podréis visitar la catedral de Barcelona, que su visita es gratis, y la iglesia de Santa María del Mar (conocida por el libro La Catedral del Mar), para entrar en esta iglesia hay que pagar 5 € u 8€ si quieres guía. Las callejuelas son maravillosas, es como estar en otro siglo (aunque con tanto turista es difícil imaginarse en el siglo XV jeje). Para tomar un refrigerio y descansar un poco os recomiendo en el Museo Frederic Marès, en la Plaça Sant IU 5 el Cafè d’estiu  barrio-gotico179008_460946197308830_1538811664_n Un sitio para comer también por la zona, esta vez en la Pl. Jacint Reventós es CheeseMe, sobre todo si te gusta el queso. slide4 Cuando estéis por Rec Comtal, parar en ElsayFred, es un gastrobar con muchísimo encanto y muy acogedor. 936951_470732749677500_940321231_n Una vez por allí visitar el Arco del Triunfo, el parque de la Ciudadela, precioso Parc-de-la-Ciutadella Seguimos con el turismo. Si vuestro bolsillo os lo permite, hacemos ruta Gaudí; el museo modernista o más bien conocido como la casa Batlló a 21,50 € por persona, la Pedrera o Casa Milá a 16,50 € por persona todo esto por el Paseo de Gracia, donde puedes disfrutar de buenas tiendas. La Sagrada Familia visita obligada, aquí me guardo muy mucho mi opinión… son 19.90 € la entrada y solo diré que lo verdaderamente hermoso es la portada de Gaudí, el resto… mejor calladita. Ya casi arruinados os invito a comer o cenar en Tapas Gaudí, en la Av. Gaudí 44, se come bastante bien y está todo delicioso. casabatllo_barcelona_s744951.jpg_1306973099 la-pedrera-chimeneas Y terminamos el día de Gaudí en el parque Güell que lamentablemente ahora también hay que pagar 8 € UNA VERGÜENZA y aquí si que no me callo. park-guell-view-barcelona Y termino el post encantada con Montjuïc, desde la Pl. España con las torres venecianas, las fuentes de Montjuïc. plaza_de_espana_7413_630x El MNAC y el pueblo español, que si compras la entrada juntas solo te sale a 18 €. El Anillo Olímpico, el castillo de Montjuïc y sobre todos sus paseos y jardines, como el de Joan Maragall o el de esculturas o la fundación Miró. 9b449-MONTJUIC montjuic_7257438 Torre-Calatrava-i-Estadio-Olimpicojardines-joan-maragall   Os recomiendo subir en teleférico si no tenéis vértigo y para comer, con unas vistas fantásticas, Martínez.image_gallery MARTINEZ5-®Arduino-Vannucchi1 A pesar de mis quejas de el principio, Barcelona es una ciudad bonita, pero si estoy convencida que si sigue con esa política de sangrar al turista no terminará muy bien, y es una verdadera lástima. Los empresarios de este sector y los políticos sobre todo se han olvidado que lo que funciona es el boca a boca y si algo gusta, sube como la espuma, y si deja de gustar se desinfla. En fin… Ya se acabaron las vacaciones, los viajes y ya solo nos queda para superar la rutina planear la siguiente escapada que sera… ¿quien lo sabe?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *